O F I C I N A S T U S E T

No hay duda de que el contacto con la naturaleza nos produce bienestar y el diseño biofílico hace que trabajemos más felices, inspirados y seamos más productivos. Los espacios de trabajo se están apuntando a esta tendencia y tratan de asemejarse al mundo natural para aumentar el rendimiento, la creatividad y en definitiva el bienestar de las personas que pasan muchas horas en estos espacios.

El punto de partida era mantener la estética sobria y elegante de la oficina original que ampliábamos, pero dándole una imagen actualizada y con las prestaciones de una oficina moderna. Nuestra prioridad para este proyecto fue dotar de luz natural a todos los espacios y generar una atmosfera confortable que potencie la productividad y el trabajo en equipo. Hicimos llegar la luz natural a la recepción a través de las mamparas de cristal y una celosía de madera que se integra en la zona del mostrador de recepción con vegetación. De esta manera creamos un elemento central a través del cual se articulan la zona antigua, la zona nueva y el acceso.

Apostamos por un espacio con un claro dominio del minimalismo, con colores neutros que predominan en todas las superficies, texturas naturales como madera y los textiles y tapizados. Se apuesta por romper la monotonía de la neutralidad con algunos elementos de iluminación y mobiliario que aporten contraste y los elementos vegetales que nos dan dinamismo y frescura.

El resultado es un espacio de trabajo lleno de vida, saludable, productivo y respetuoso con el ser humano y con el planeta.